miércoles, 21 de abril de 2021

Hablar en contra de...


Esta noche primer (y único) debate en la campaña electoral madrileña.

Puedo estar equivocado, es muy posible, pero si algo me está sorprendiendo en esta campaña electoral es que la iniciativa no la están teniendo y llevando los partidos de izquierda como suele ser habitual sino que está siendo la derecha y concretamente Díaz Ayuso quien se ha convertido en la protagonista y la que dirige cuándo, cómo y de qué se habla. Cosa extraña si tenemos en cuenta que en la liza estaba Pablo Iglesias que de estas cosas sabe mucho y creo que da mil vueltas a casi todos. 

Veremos que sucede hoy en el debate pero el PP ha planteado una campaña en la que a la oposición le está tocando "hablar en contra de". Y eso parece bastante difícil, o al menos, por el momento no lo están sabiendo hacer. 

La oposición tiene que hablar en contra del hospital Zendal que con todas las polémicas que se quiera, que las ha habido, al final resulta que tan mala idea no debía ser cuando al final resulta que hay que darle algún toque pero funcionar está funcionando razonablemente bien.  

La oposición tiene que hablar en contra de bajar los impuestos. A los ricos o a los pobres, pero estoy convencido de que con la que está cayendo posicionarse en contra de tocar el bolsillo a los madrileños es cualquier cosa menos inteligente. 

La oposición tiene que hablar en contra de cerrar los bares y la hostelería, pero a ver cómo explican a los hosteleros que ellos tenían ideas mejores para mantener sus negocios funcionando aunque fuera a medio gas.

Creo que el único que lo ha sabido ver con claridad ha sido Gabilondo que al final, con todos los matices que se quiera, resulta que no está tan lejos de las medidas tomadas y propuestas por Díaz Ayuso. El problema es que Gabilondo no tiene su mayor problema enfrente sino que lo tiene detrás, se llama Pedro Sánchez, y es que Pedro Sánchez ha conseguido en Madrid aglutinar a todos los que no están de acuerdo con él en la persona, que no en el partido, de Díaz Ayuso. 

viernes, 16 de abril de 2021

Los mensajes de Gabilondo en campaña

 


Lee uno la entrevista que hacen a Ángel Gabilondo en La Razón y se queda con una sensación de... ¿lo está diciendo en serio o es que están en campaña? 

Gabilondo lanza un mensaje no sé si de centro o centrado (que no es lo mismo), un mensaje que se podría ver como un intento de acercamiento a los ex-votantes de Ciudadanos pero que también se podría entender como una colleja al gobierno de España porque, según él, parece que no todo lo ha hecho tan mal el gobierno de Díaz Ayuso como nos han querido mostrar desde el gobierno central... 

No tocará los impuestos (al menos eso es lo que dice), mientras desde fuera de Madrid y desde el gobierno central se hablaba sin parar de dumping fiscal, y aunque nunca dicen que los van a subir pero si  a armonizar a mí se me ocurre que ¿por qué no armonizar con Madrid o el País Vasco  que son las comunidades con menor presión fiscal y no al revés? 

También deja caer el bueno de Gabilondo que él no habría cerrado bares y hostelería durante la pandemia, y es que no nos engañemos, una mayoría (amplia) de ciudadanos en Madrid, con todas las discrepancias que puedan tener con el PP y Díaz Ayuso, piensan que la gestión de la pandemia quizás no ha estado tan mal. Gabilondo podrá ser muchas cosas, pero tonto no es, y sabe que si dice lo que está diciendo es porque eso quieren escuchar los madrileños, y no los mensajes que vienen de Sánchez que en muchos casos ya se consideran un ataque directo y frontal a Madrid. 

Lanza también al final de la entrevista un guiño a la enseñanza concertada hablando de que se le haría difícil pactar con alguien (todos sabemos a quién se refiere) que defiende las medidas extremas de eliminar este tipo de enseñanza. 

Sin embargo Gabilondo tiene un problema (grave) y es que no suma lo suficiente y necesita los extremos, los mismos que por otra parte necesita Díaz Ayuso a día de hoy. En países como Alemania no sería extraño ver que quizás (sólo quizás) Gabilondo está más cerca de Díaz Ayuso que de Iglesias, pero claro eso rompería otras alianzas y eso no interesa, ¿o sí?

miércoles, 14 de abril de 2021

Impuestos para arriba, para abajo, que sí, que no...


Está entretenida la cosa aquí en Madrid. Es normal, lo más normal del mundo, que cuando hay unas elecciones en el horizonte unos hablen de bajar impuestos (lo de bajar impuestos suena muy bien, no lo neguemos, a ninguno nos gusta que nos toquen el bolsillo), otros hablan directamente de subirlos, pero matizan, porque lo de subir impuestos suena mal, así que cuando ellos lo dicen, lo que significa es que sólo van a subírselos  a los ricos, que para eso tienen mucho dinero. Lo malo es que al final todos debemos ser ricos porque nos los suben a todos, ya me dirán ustedes si el impuesto a los coches sólo lo pagan los ricos, o el iva sólo lo pagan los ricos, o el impuesto de sucesiones sólo lo pagan los ricos, o el IBI, ... 

Pero lo mejor con diferencia en esta campaña está siendo lo del PSOE, no es que no tengan claro si los quieren subir o bajar, es que no tienen claro ni lo que tienen que decir, ni quién lo tiene que decir. Todos asumimos que los políticos no nos dicen toda la verdad, que ni siquiera una parte de lo que nos dicen es verdad, vamos, dicho en plata, que todo lo que nos dicen es mentira, pero al menos estaría bien que los del mismo partido digan las mismas cosas, porque es que están rompiendo la baraja..., alguno tiene que estar diciendo la verdad porque sin inmutarse lo más mínimo son capaces de decir lo uno y lo otro a la vez, y hasta lo que está en medio de lo uno y de lo otro. 

Llega Gabilondo y dice que en lo que queda de legislatura no va a tocar los impuestos, los del PP le echan en cara que dos meses decía que sí, que había que tocarlos, llega la ministra portavoz (ojo que tiene un eximente porque a lo mejor lo que ha dicho era lo contrario que quería decir, no sería la primera vez, es locuaz hasta decir basta, pero que tengamos claro lo que significa lo que haya dicho ya es otro cantar) y lleva la contraria a Gabilondo. Y entonces sale Sánchez, el inefable, y que ni sí ni no sino todo lo contrario, una de cal y otra de arena y Gabilondo con el culo al aire. Y en ese momento, el hombre soso, serio y tranquilo dice que se va a hacer lo que diga él... y llegamos los madrileños y nos lo creemos. O no. 

jueves, 8 de abril de 2021

De mear y no echar gota


Esto es de mear y no echar gota, como vulgarmente se dice. Que la gestión de la pandemia por parte del ministerio de Sanidad fue, es y, por lo que parece, seguirá siendo mejorable ya ni se plantea porque resulta más que evidente. Lo malo es que por el camino que vamos Darias va a hacer bueno a Illa, algo que a todos luces parecía imposible.

Los bandazos que está dando el ministerio con el tema de la vacuna AstraZeneca son dignos de una serie de Netflix de esas que veía el ex-vice en su tiempo libre. Lo último es que un día después, sólo un día después, de haber decidido que con esa vacuna sólo se vacunaba a personas entre 60 y 65 años se vuelve a cambiar el criterio y ahora ya se vacuna hasta los que tienen 69... Supongo que habrá sido cosa de algún comité de expertos de esos que gasta nuestro gobierno. Lo peor de todo es que Ayuso volverá a sacar pecho y dirá que una vez más (deben ir ya quince o veinte por lo menos) el ministerio termina haciendo lo que ella decía que había que hacer...

Mañana metemos otras cuantas bolas en el bombo y a ver qué toca. Lo mismo a partir de ahora las mascarillas sólo se las tienen que poner los de 30 a 45 años de seis a siete de la tarde, y los de 20 a 30 años de siete a nueve. Creo que a mí yo no me sorprendería nada, ¿y a ustedes?

La retroalimentación entre los extremos


Fotografía: Rodrigo Jiménez (EFE)
Es una sensación, puede que equivocada, pero creo que ayer la extrema izquierda ha vuelto a meter en la carrera electoral a una extrema derecha que según decían iba en caída libre. Flaco favor se han hecho ellos mismos.

Cada vez más odio, cada vez más polarización, los unos alimentan a los otros y viceversa. Pero que nadie se engañe, si los que no están tan a la izquierda o tan a la derecha necesitan a los que están muy a la izquierda o muy a la derecha no tendrán ningún problema en pactar y llegar a los acuerdos que sean necesarios para coger un sillón. Lo hacen los unos y lo hacen los otros, les blanquean porque la hipocresía no les resulta ajena. 

Mucho ojo, porque esa extrema derecha de la que tanto nos previenen los poseedores de la única verdad, es decir la suya, puede tener un caldo de cultivo muy fértil justo en esos barrios obreros y humildes. No sería la primera vez que sucede que la extrema derecha obtenga espectaculares resultados en lo que antes eran "cinturones rojos", en Francia lo saben bien, aquí parece que pretendemos hacer lo mismo.  

Vox iba buscando lo que sucedió, sabía lo que podía pasar. Podemos podía haber hecho el mayor desprecio, haberlo ignorado totalmente y el acto habría pasado sin pena ni gloria, pero dijo que era una provocación, y la lió, y a Vox le salió bien, se habla de ellos, se escribe de ellos, vuelven a estar en el candelero que es de lo que se trataba. Si la llegada al poder en Madrid de la izquierda pasa porque Vox no esté en la asamblea madrileña desde ayer eso está un poco más lejos, no gracias a Vox, sí gracias a Podemos y sus satélites.


miércoles, 7 de abril de 2021

[Libros] El librero, Roald Dahl

 Si uno piensa en Roald Dahl posiblemente lo primero que le venga a la cabeza son títulos como Charly y la fábrica de chocolate, Las brujas, Matilda... libros que podemos considerar infantiles o juveniles pero con los que igualmente pueden disfrutar los adultos, y este es el caso de El librero, un relato corto cargado de humor e ironía y que lleva el inconfundible sello de Dahl. 

En este relato nos encontramos con un librero y su ayudante un tanto peculiares. Mugriento, así se refiere el autor a William Buggage, y es que mugrientos, repulsivos, bastante desagradables en definitiva así son los protagonistas magistralmente descritos en esta historia por la pluma de Dahl.
Un librero que no sale de su despacho y que pasa el tiempo leyendo el Who's Who (Quién es quién) mientras su ayudante escribe sin parar en una máquina de escribir electrónica. Y mientras tanto son pocos, apenas alguno los clientes que abren la puerta y entrar en esa librería de libros raros que regenta el señor Buggage. ¿El negocio es una tapadera de algo más sucio?, ¿qué esconde verdaderamente este negocio? Tanto el dueño como su ayudante llevan un ritmo de vida que no se corresponde con las ventas del negocio, pero habrá que esperar casi hasta el final para entender qué es lo que está sucediendo entre las  cuatro paredes de esta peculiar librería. 

Si nos ha gustado el relato, lo mejor está por llegar, el final nos obligará a sonreír si es que no llegamos a soltar una carcajada porque Dahl consigue, una vez más, sorprender al lector.

Mención aparte también para las cuidadas ilustraciones que acompañan al relato. 

Una historia muy, muy recomendable. 

Título: El librero
Autor: Roald Dahl
Traductor: Xesús Fraga
Ilustrador: Federico Delicado
ISBN: 9788416440788
Editorial: Nórdica Libros
Número de páginas: 88
Fecha de publicación: Mayo 2016
Sinopsis: «Hace tiempo, si uno se dirigía a Charing Cross Road desde Trafalgar Square, en cuestión de minutos se encontraba con una librería situada a mano derecha y sobre cuyo escaparate un cartel anunciaba: “WILLIAM BUGGAGE. LIBROS RAROS”». Allí trabajan dos curiosos personajes: el librero, William Buggage, y su ayudante, la señorita Tottle, quienes no prestan demasiada atención a la venta de libros. Prefieren, más bien, leer cada día los obituarios, así como su obra favorita: el Who’s Who.
Publicado por primera vez en 1987, «El librero» es uno de los grandes relatos de Roald Dahl. El final es, como siempre en sus libros, inesperado y sorprendente.

martes, 6 de abril de 2021

[Libros] El bosque de los cuatro vientos, María Oruña

 Son varios los libros que ya he reseñado por aquí de María Oruña. Y lo cierto es que aunque me gusta esta escritora al final me queda un cierto regusto amargo con sus historias, 

El bosque de los cuatro vientos está narrado siguiendo dos líneas temporales, una hace casi 200 años y la otra en la actualidad. Por una parte un doctor que llega en el siglo XIX a trabajar en un monasterio en compañía de su hija tras haber perdido a su mujer por un cáncer que en aquel momento no tenía cura. Por otra, en nuestros días, Jon Bécquer, llega a ese mismo monasterio, hoy convertido en parador, para investigar una antigua leyenda con unos anillos como protagonistas. Investigación que se interrumpe con la aparición de un cadáver... 

Para mi gusto mucho mejor la historia que sucede en 1830, mejores los personajes, mejor la historia, mejor la ambientación pero al no ser la importante va quedando en un discreto segundo plano y termina de forma un tanto abrupta y decepcionante para mi gusto. La historia actual me ha parecido contar con demasiados clichés, algo previsible, y ¿cómo decirlo? algo decepcionante. El típico libro que se queda en un sí, pero no. 

Por cierto, curiosamente a primeros de diciembre se hallaban cuatro anillos milagrosos mientras se realizaban trabajos de restauración en la iglesia de Santo Estevo con lo que el libro se hacía realidad, aunque uno nunca sabe si la ficción va antes que la realidad o es justo al contrario... ;) 

Título: El bosque de los cuatro vientos
Autor: María Oruña
ISBN: 9788423357727
Editorial: Destino
Número de páginas: 424
Fecha de publicación: Agosto 2020
Sinopsis: A comienzos del siglo xix, el doctor Vallejo viaja de Valladolid a Galicia junto con su hija Marina para servir como médico en un poderoso monasterio de Ourense. Allí descubrirán unas costumbres muy particulares y vivirán la caída de la Iglesia. Marina, interesada en la medicina y la botánica pero sin permiso para estudiar, luchará contra las convenciones que su época le impone sobre el saber y el amor y se verá inmersa en una aventura que guardará un secreto de más de mil años. En nuestros días, Jon Bécquer, un inusual antropólogo que trabaja localizando piezas históricas perdidas, investiga una leyenda. Nada más comenzar sus indagaciones, en la huerta del antiguo monasterio aparece el cadáver de un hombre vestido con un hábito benedictino propio del xix. Este hecho hará que Bécquer se interne en los bosques de Galicia buscando respuestas y descendiendo por los sorprendentes escalones del tiempo.

miércoles, 31 de marzo de 2021

Madrid, Madrid, Madrid...

 

El otro día en la televisión pública cometían otro de sus frecuentes errores (o a lo mejor no se trataba de un error, que eso nunca se sabe) y rotulaban con la frase "desfase de turistas en Madrid" aunque había algo en la imagen que no terminaba de cuadrar, y es que playa, lo que se dice playa en Madrid no termina de haber. En la capital tienen su Playa de Madrid, incluso el Madrid Río, en Aranjuez tenemos la Playa de la Pavera, y hasta el Mar de Ontígola (este último con agua salada) pero ninguno de ellos tienen las olas que se ven en la orilla en la imagen de TVE. 

Cada vez más cunde la sensación de que Madrid es lo peor de lo peor, que aquí se está haciendo todo rematadamente mal, y al final se ha convertido a Isabel Díaz Ayuso en una auténtica Juana de Arco y me resulta evidente que le están haciendo la campaña para las próximas elecciones. Buena parte de los madrileños están cada vez más hartos de que para todo se señale a Madrid y a los madrileños, somos una bomba, aquí es donde peor viven las mujeres, es donde se cobran menos impuestos, aportamos el 40% de los contagios de toda España...

Hoy leo que Baleares y Canarias permitirán saltarse la ley de las mascarillas en playas y piscinas, y es que, de verdad, esto ya pasa de castaño oscuro, Díaz Ayuso hace lo que le da la gana, no hay más que recordar la que ha liado hace unos días en el Canal de Suez... Porque sí, que todo el mundo lo tenga claro, eso también fue cosa suya, y lo de Manolete por supuesto ya ni dudarlo. 


martes, 30 de marzo de 2021

Rectificando en 3, 2, 1...

 


Este mediodía saltaba a los medios que Sanidad endurecía (aún más) las medidas en relación con el uso de las mascarillas en lo que parece una nueva normativa que aparecía publicada en el BOE, y en la que se establecía "el uso obligatorio de mascarillas en la vía pública, en espacios al aire libre y en espacios cerrados de uso público o que se encuentren abiertos al público, así como en los transportes".

¿Significaba eso que a partir de ahora alguien que va paseando, por ejemplo, por el campo en completa soledad debe ir con la mascarilla puesta? Sí, significa eso. ¿Es una estupidez? Sí, es una soberana estupidez. ¿Nos sorprende? No, ya no nos sorprende nada. 

Creo que nadie en su sano juicio puede comprender esta medida, es verdad que desde hace un año se nos ha dicho una cosa y la contraria, pero poco a poco el vaso se va llenando y ya hemos llegado al momento en el que está a punto de rebosar. 

Estoy totalmente convencido de que este gobierno de pandereta rectificará más pronto que tarde, y lo hará porque aunque no sean listos son conscientes de que no pueden seguir estirando el chicle, de que la gente está cada vez más harta y más cansada, de que acepta medidas impopulares siempre que puedan tener algún sentido, pero ¿cómo me voy a contagiar yo solo en el campo o en la montaña? ¿no habíamos quedado que el riesgo estaba en los espacios cerrados? 

Es una más y van... 

lunes, 29 de marzo de 2021

Matemáticas y medios de comunicación

La anterior entrada en el blog habla de un libro, El hombre anumérico, de John Allen Paulos, en el que se denuncia lo fácilmente manipulables que podemos llegar a ser cuando no entendemos los números o simplemente las matemáticas

Es muy fácil engañarnos, y mucha de la culpa es nuestra. Datos, datos y más datos con los que engañar a la población. El pasado viernes aparecía en La Vanguardia un artículo firmado por Celeste López con el siguiente titular: Madrid acumula el 40% de los contagios en España.

El problema surge cuando un medio de comunicación, presuntamente serio, publica una noticia como esta y la gente directamente se la cree.

Si no nos quedamos en el titular y vamos al cuerpo de la noticia nos encontramos con que según la redactora Madrid lleva un mes aportando entre el 35% y el 40% de los contagios de España, lo que inevitablemente lleva aparejado un incremento de la ocupación hospitalaria. La ocupación hospitalaria, pese a lo que dice la noticia ha bajado en el último mes casi un 30% según datos tanto del ministerio de sanidad como de la comunidad de Madrid (separo porque no ofrecen exactamente los mismos números). ¿Hay ignorancia en tema de números en la redactora o afán de manipulación? No pongo la mano en el fuego por ninguna de las dos opciones. 

Y entonces ¿de dónde salen esos datos?  Pues los datos vienen de esta tabla que aparece debajo, en la que efectivamente se puede comprobar que el día 25 Madrid notificó 1.449 casos del día previo de los 3.573 que se notificaron en toda España (el 40,5% efectivamente), mientras que Cataluña por ejemplo sólo notificó 185 (el 5,17%) pero si nos fijamos en esa misma tabla podemos comprobar que en los últimos 14 días Madrid notificó 15.680 (24,86%) mientras que Cataluña se fue a los 13.187 (20,91%). Cada comunidad autónoma sigue unos determinados criterios a la hora de notificar los contagiados, de hecho cada comunidad autónoma registra en esa categoría del "día previo" datos totalmente dispares, Canarias o Navarra dan el 100% de los casos, otras comunidades como Cataluña o Castilla La Mancha dan un porcentaje muy pequeño.Así pues, que no nos engañen, la información de los "diagnosticados el día previo" es papel mojado, no vale para nada. Aunque si volviera a haber escasez de papel higiénico también podría servir...

Que más de un año después del comienzo de esta pesadilla los medios de comunicación sigan jugando con los datos de esta forma tan burda no tiene explicación razonable más allá de que quieran hacer daño y desinformar

Lo explica perfectamente Mari Luz Congosto en un hilo de Twitter que empieza así
"1/ Pensamos que los bulos se cocinan en lugares tenebrosos, pero a veces se escriben desde una sala diáfana de una redacción de un periódico. Podría haber sido un error si se hubiera subsanado, pero sostenerlo y no enmendarlo lo cataloga como BULO"

Y es interesante porque Congosto hace un seguimiento de los perfiles que tuitearon o retuitetaron lo que a todos luces no es más que un bulo y al final resulta que lo que más pesa es la ideología de unos y otros. Un año después nos siguen desinformando y engañando como quieren, en nuestra mano está que no nos dejemos manipular.



 


viernes, 26 de marzo de 2021

[Libros] El hombre anumérico, John Allen Paulos

No diré que la lectura de este ensayo me ha defraudado porque no sería verdad, pero lo cierto es que es un libro que no ha terminado de convencerme.

Supongo que para un lector poco familiarizado con el mundo de las matemáticas en el libro sobran demasiados números y datos y me queda la sensación de que no es un libro todo lo didáctico que debiera. Demasiado número, demasiados porcentajes y sinceramente no sé si alcance de todos, que según parece era la finalidad última del autor.
Por contra para aquel lector para el que las matemáticas no son un coco, y que además las trabaja, el libro seguramente queda un pelín corto y no porque debiera ser más avanzado, sino porque los ejemplos y anécdotas que comenta son bastante conocidos.

Dos peros más, me ha parecido un libro que se centra demasiado en los lectores norteamericanos hablando por ejemplo en muchas ocasiones de programas de televisión con sus presentadores y personajes aquí totalmente desconocidos y por otra se ciñe a una época muy concreta, con lo que abundan demasiado las citas a la época del gobierno Reagan. Posiblemente todo esto sea debido a que la idea inicial era lanzar un libro para un mercado doméstico y dado el éxito que consiguió se decidió publicarlo fuera de los Estados Unidos.


T
ítulo: El hombre anumérico
Título original: 
Innumeracy: Mathematical Illiteracy and its Consequences
Autor: John Allen Paulos
Traducción: Josep María Llosa
ISBN: 978-8472231498
Editorial: Tusquets Editores SA
Número de páginas: 216
Fecha de publicación: Marzo de 1998

SinopsisEn este brillante ensayo, al alcance de cualquier lector, el matemático norteamericano John Allen Paulos nos revela cómo nuestra incapacidad para aprender la ley de los grandes números, y todas las probabilidades que conllevan, desinforman políticas de gobierno, confunden decisiones personales y aumentan nuestra vulnerabilidad ante todo tipo de seudociencias. ¿Por qué sabemos tan pocas matemáticas ? ¿Es voluntaria o no esa resistencia nuestra a comprender ese aspecto siempre más presente en nuestra vida diaria ? ¿Cuál es el coste social e individual de esta ignorancia ? Para que entendamos mejor sus argumentos sobre los grandes números y las probabilidades el autor recurre a divertidas y cotidianas anécdotas ilustrativas. Comprendemos entonces sin esfuerzo por qué nos empeñamos en jugar a la lotería o en acudir a astrólogos y adivinos, por qué suspendemos viajes por temor a atentados terroristas, no sabemos cuadrar una cuenta bancaria o pensamos que poco importa un billón de pesetas de más o de menos en los presupuestos del Estado, por qué perdemos tanto tiempo en nimiedades y cometemos tantas torpezas evitables. Dejemos, pues, de ser anuméricos, o analfabetos en matemáticas, y veremos qué, según Douglas Hofstadter, autor de Gödel, Escher, Bach (Superínfimos/Metatemas 9), «nuestra sociedad sería totalmente distinta si cualquiera pudiera entender realmente las ideas de este importante libro (…) que podría constituir una auténtica revolución en la enseñanza de las matemáticas». Y añade el gran Isaac Asimov : «Inteligente análisis de las locuras que engendra la falta de comprensión de la ciencia y de las matemáticas». John Allen Paulos es en la actualidad profesor de matemáticas en la Philadelphia´s Temple University. Colabora asiduamente en distintos medios, entre otros The New York Times y Newsweek. Es autor de otros dos libros, Mathematics and Humor y Pienso luego río (Madrid, 1987). La aceptación de El hombre anumérico por parte del público fue inmediatamente entusiasta, convirtiendo merecidamente este libro en un inesperado best-seller en el mundo entero.


martes, 23 de marzo de 2021

Polémica con los cambios de nombres en las calles de Palma

 Que perdemos el tiempo con tonterías es algo sabido y conocido. No es nuevo.


El Ayuntamiento de Palma de Mallorca ha decidido cambiar el nombre de 12 calles de Palma "de origen franquista". Entre otra la de los almirantes Churruca, Gravina o Cervera. Personajes históricos que murieron bastante antes de que el dictador Francisco Franco naciera... Lo publicaba en Twitter el alcalde balear, Jose Hila, (aunque veremos si en breve no hay que cambiar el nombre de dicho archipiélago).

Pérez-Reverte, salía al quite, y respondía muy en su línea:


Al Ayuntamiento le toca justificar lo que tiene difícil justificación y dice que las calles reciben esos nombres porque eran barcos del bando nacional y no por los personajes históricos... 


En los cruces de respuestas media un tuitero que arroja luz al asunto: 

Así que al final resulta que dos de esos barcos luchaban del lado republicano, pero por si acaso mejor les cambiamos el nombre. 

Si se aplican las leyes, gusten más o gusten menos, habrá que hacerlo bien, porque en caso contrario se cae en el mayor de los ridículos. Ya puestos, ¿que tal si cambiamos ahora el nombre de las Islas Baleares puesto que el crucero Baleares estuvo del lado sublevado durante la guerra civil? En fin, es lo que hay.

lunes, 22 de marzo de 2021

Frases de la campaña (IV)

 "Me intranquiliza que alguien con un planteamiento radical formase parte de mi gobierno" (Ángel Gabilondo, 22 de marzo de 2021)


A mí, personalmente, eso de que le intranquiliza me deja mucho más tranquilo, yo creo que mientras no le quite el sueño no hay ningún problema... 

miércoles, 17 de marzo de 2021

Frases para enmarcar (IV)

 La pandemia ha sido una impugnación al machismo y a los valores patriarcales. Ha demostrado que las reglas de juego del patriarcado y neoliberalismo ponen en jaque los derechos fundamentales de las mujeres. (Irene Montero, 16 de marzo de 2021)

¿Le han dado una lista de palabras, pandemia, impugnación, machismo, patriardado, neoliberalismo... y tenía que juntarlas en una frase? Ni las maracas de Machín, oiga. En ocasiones los insultos a la inteligencia se tuitean y todo...

martes, 16 de marzo de 2021

Frases de la campaña (III)

 Las mujeres estamos cansadas de hacer el trabajo sucio para que, en los momentos históricos, nos pidan que nos apartemos. (Mónica García, 16 de marzo de 2021)



En toda la línea de flotación. ¿Ha quedado claro, Pablo? Supongo que Irene Montero, desde el ministerio de igualdad estará totalmente de acuerdo con la frase. 

Enlace al vídeo.

Frases de la campaña (II)

 España me debe una, hemos sacado a Pablo Iglesias de la Moncloa. (Isabel Díaz Ayuso, 15 de marzo de 2021)

¿Será el más agradecido de todos Pedro Sánchez? No es descartable. :D


Enlace al vídeo.


Frases de la campaña (I)

 Socialismo o libertad. Isabel Díaz Ayuso (12 de marzo de 2021)

Funcionando como lema de campaña.

Enlace al vídeo.

Una caja de palomitas para seguir viendo lo que pasa en Madrid

 Fue una sorpresa, nadie lo puede negar. Cada uno ahora podremos pensar, considerar, criticar lo que queramos, pero ayer Pablo Iglesias tuvo su día de gloria, portada en todos los informativos, en boca de todo el mundo pero ¿que ocurrirá mañana y pasado y al otro? ¿seguirá en el candelero o pasará a estar en el candelabro como decía la otra? Si desde su partido se decía que Illa debía dejar el gobierno ya e irse porque no estaba bien actuar como candidato a la vez que ministro podría estar bien que él hiciera lo mismo...

Opiniones hay para todos los gustos, los que justifican que el personaje nunca ha pensado en sillones sino en parar a la derecha y la ultraderecha, eso de la alerta antifascista, que por cierto cuanto más la menta mejores resultados obtiene y las pruebas me remito. Otros piensan que es un movimiento desesperado para salvar a Unidas Podemos que si desapareciera en Madrid (como ya hizo en Galicia) podría ver su futuro más negro todavía, aunque hay que reconocer que es un sapo que hay que tragar porque por ejemplo Alberto Garzón no terminó de verlo claro y dijo que naranjas de la China. Puede llamar la atención pero tengo la sensación de que en Vox dan palmas con las orejas, Iglesias no les va a quitar un sólo voto, pero movilizar a los suyos eso sí que sí. Iglesias es conocido, tiene imagen, pero genera filias y fobias, y estoy por decir que en Madrid más de las segundas que de las primeras, incluso entre los suyos. Alguno pensará también que la irrupción del macho alfa no es más que un ataque directo a la yugular de su antiguo socio Iñigo Errejón, y es que hay que reconocer que Mónica García se estaba convirtiendo si no lo había hecho ya en la auténtica cara de la oposición en Madrid. Con unos más que aceptables resultados en las últimas autonómicas y, aprovechando la poca relevancia de Gabilondo, era la imagen de la oposición más reconocible aunque demasiado desconocida aunque suene raro, y además en mi opinión no lo ha hecho mal. ¿Aceptar ahora a Iglesias liderando una candidatura común? Creo que eso supondría la desaparición definitiva de Más España, Más Madrid... De hecho a la hora de escribir estas líneas ya han rechazado esa candidatura común, ahora tendrán que justificar los motivos, que evidentemente los hay y se conocen. Y esa es o era la apuesta de Pablo, eliminar al que le puede hacer sombra. Ahora bien, ¿qué ocurriría si le dicen vamos juntos pero puedes ir en la lista a partir del número tres por poner un número? Vistos los resultados de las últimas elecciones autonómicas podría considerarse hasta un regalo. Regalo envenenado que evidentemente no iba a aceptar Pablo. 

No sé si para el PSOE es bueno, malo o regular. Gabilondo obtuvo una meritoria victoria en las últimas autonómicas, su forma de hacer (o no hacer) oposición puede gustar más o menos, pero al final su imagen se diluye porque hay muchos a su alrededor (de su propio partido) que hacen y dictan lo que tiene que hacer (Franco, Cepeda, Simancas...). Es posible que pueda rascar algún voto de aquellos que hace un par de años votaron a Ciudadanos, pero tiene un problema, un gran problema y es que en Madrid posiblemente se hubiera valorado que en el algún momento hubiera salido y hubiera dicho que ya estaba bien de atacar a Madrid porque sí. Fríamente hay que aceptar que muchas de las propuestas del gobierno de Madrid primero recibieron un no, y al final se llevaron a cabo, una detrás de otra, quizás porque no estaban tan descaminadas o porque simplemente no eran peores que otras que sí se decidieron llevar adelante. El gran problema de Gabilondo es que ha puesto siempre por delante a su partido que a la Comunidad de Madrid y los madrileños. Díaz Ayuso en cambio no ha tenido problema en enfrentarse a los suyos, en ir contracorriente, y en decir (o vender) que ponía por delante a Madrid antes que a su propio partido. Ojo, que puede haber gente que lo valore y lo tenga en cuenta. Ayuso no es el PP y eso a día de hoy puede ser hasta beneficioso para ella.

Y mientras ella, que también genera filias y fobias, se sigue haciendo más fuerte. Su última frase cuando anunció el adelanto de las elecciones, "socialismo o libertad" se ha convertido en el eslogan de su campaña, desde enfrente salieron a recriminarle a decir que es socialismo es libertad, pero la frase había quedado ahí, y además ahora llega y dice que lo cambia por "comunismo o libertad" con lo que vuelve a moverlo aún más, ningunea a los socialistas que probablemente eran la oposición más fuerte y que no olvidemos ganaron las anteriores elecciones, y hasta camisetas he visto ya con la frase... Su guiño diciendo además al resto de España que ha conseguido librarla de Pablo Iglesias en el gobierno también ha triunfado, no nos engañemos, y a día de hoy creo que es la que mejor lo está haciendo en esta precampaña.

¿Ciudadanos? ¿quiénes eran esos?  

Seguiremos hablando porque esto va a dar mucho juego, hay que ver la que han liado las mariposas murcianas.

jueves, 11 de marzo de 2021

Hasta ahí mismo de todos ellos

 No es para menos. Pocas veces un político desde la tribuna de oradores puso a más ciudadanos de acuerdo. Dan lástima, mucha lástima. Y vergüenza, mucha vergüenza


miércoles, 10 de marzo de 2021

Una mariposa mueve las alas en Murcia y... elecciones en Madrid

 Pues nada, en breve los madrileños convocados a las urnas...

Se podrán hacer las lecturas que cada uno quiera, para unos será una irresponsabilidad de la presidenta madrileña, otros pensarán que tras el terremoto murciano no quedaba otra porque ¿quién se iba a fiar de Ciudadanos a partir de ahora? 

La decisión de Isabel Díaz Ayuso puede pillar, o va a pillar, con el pie cambiado a casi todos. Creo que resulta más que evidente que para Ciudadanos es un palo porque aunque lo pudieran esperar, de hecho no es la primera vez que se hablaba del tema, hoy por hoy son prácticamente irrelevantes y presumo una castaña importante en las próximas elecciones. Aguado ha jugado con fuego en varias ocasiones y ahora debe estar llamando a los bomberos ¿Habrán cavado su propia tumba a nivel nacional?
Al PSOE le pilla la convocatoria sin candidato, posiblemente en los próximos días, o incluso meses, Ángel Gabilondo se entere de que hay una convocatoria electoral en ciernes, y ojo, que su talante podría ser bueno tanto para PP como para PSOE. ¿Su próximo candidato? Yo no pondría la mano en el fuego por nadie, del gobierno Margarita Robles podría ser una opción, pero se hablaba de ella como candidata a la alcaldía, y el resto de ministros me temó, que en Madrid no están demasiado bien vistos. A lo mejor hay sorteo en el Consejo de Ministros para ver a quién le toca...
Unidas Podemos no pasa por buenos momentos en Madrid, Isa Serra, condenada por agredir e insultar a la policía no me parece a día de hoy un buen cartel y los de Pablo Iglesias después de salvar los muebles en Cataluña podrían perderlos en Madrid. 
En Más Madrid las aguas andan revueltas últimamente, aunque más en al ayuntamiento que en la comunidad donde Mónica García parece tener un firme liderazgo y podría ser la cabeza más visible de la oposición. 
Vox está en un momento dulce, hoy mismo ya habían pedido la convocatoria de elecciones porque intuyen que puede ser un buen momento para seguir creciendo. Veremos, porque el PP va a apelar al voto útil y aunque probablemente sean necesarios para formar gobierno si el PP vuelve a ganar quizás desde Génova (o donde esté ahora Pablo Casado) no se vea con buenos ojos un pacto con Vox. 

Ayuso ve a la izquierda dividida en Madrid, a Ciudadanos tocado y hundido y pretende hacerse fuerte, ¿le saldrá bien la jugada?

En cualquier caso ahora que tanto se habla de madrileñofobia, será momento de ver si los madrileños están o no con su presidenta. En breve tendremos la respuesta. 

lunes, 8 de marzo de 2021

[Libros] A prueba de fuego, Javier Moro

Descubrí a Javier Moro con A flor de piel y desde entonces no había vuelto a leer nada de este autor. Llevaba tiempo escuchando buenas críticas de su último libro, A prueba de fuego, así que lo reservé en Ebiblio (tengo pendiente escribir sobre los últimos cambios en esta plataforma, y no para bien) y después de un largo periodo de espera pude descargarlo y leerlo en el Kindle

Me ha gustado el libro, Javier Moro ha vuelto a conseguirlo, una historia entretenida en la que además uno aprende historia. Una narración que nos viene contada en primera persona por el propio hijo del protagonista, un valenciano que triunfó en Nueva York como arquitecto a finales del siglo XIX. Un inmigrante que chapurreaba malamente el inglés, pero que rompe barreras y llega al éxito profesional más absoluto. Éxito que contrasta a la par con su desastrosa vida personal...

Es cierto que al libro le puede faltar la épica que veíamos con la expedición de la vacuna e Isabel Zendal, pero nos descubre a un personaje casi totalmente desconocido para los españoles y que triunfó y llegó a lo más alto con un enorme espíritu de superación. Es el típico libro que cuando uno va leyendo se siente obligado a buscar información y fotografías sobre las obras de Guastavino, y además cuando las ve no puede dejar de sorprenderse. 

Tengo la sensación de que en algún momento las explicaciones técnicas, por sencillas que puedan resultar, pueden ralentizar la lectura, pero tampoco sobran porque seguramente sin ellas el libro no se podría entender igual. 

Felicidades al autor por descubrirnos a un gran personaje, con sus luces y sus sombras, pero un gran genio en lo tocante a su profesión.

Título: A prueba de fuego
Autor: Javier Moro
ISBN: 9788467061031
Editorial: Espasa
Número de páginas: 400
Fecha de publicación: Octubre 2020
Sinopsis: Nueva York 1881: en uno de los barrios más populares malviven el pequeño Rafaelito y su padre, Rafael, un reputado maestro de obras valenciano que lucha por demostrar su talento en la gran urbe. Lo acecha la ruina absoluta. Pero gracias a su genio infatigable, ese hombre alcanzará fama y fortuna al construir los edificios emblemáticos que han dado su perfil a Nueva York. Javier Moro nos presenta al singularísimo Rafael Guastavino, un auténtico genio de la construcción que deslumbró a los grandes magnates norteamericanos, conquistados por las técnicas que empleaba en sus obras para evitar los incendios, el mayor mal de las megalópolis del siglo XIX. Tuvo una vida jalonada de éxitos: de su estudio salieron construcciones tan «neoyorquinas» como la Estación Central, el gran hall de la isla de Ellis, parte del metro, el Carnegie Hall o el Museo Americano de Historia Natural.





jueves, 4 de marzo de 2021

De esta salimos más fuertes

A mí me van a perdonar, pero ¿seguro que de esta salimos más fuertes...?

 

Yo no lo sé, pero creo que Iván Redondo se está quedando sin ideas.

miércoles, 3 de marzo de 2021

Se han equivocado de hermanas...

Lo de TVE es para premio, incluso tiene hasta su parte graciosa, pero es que hoy han tenido que volver a pedir disculpas por un "error técnico". Otro más. Ahora no ha sido un rótulo, sino que se han equivocado de hermanas en la foto...

En cualquier caso yo creo que no es necesario meter más el dedo en la llaga, la jefatura del estado ya hace méritos ella sola para hundirse sin necesidad de que nadie les ayude

lunes, 1 de marzo de 2021

[Libros] La conspiración del coltán, Jordi Sierra i Fabra

Escuché en la radio que hablaban del coltán y de un libro que había escrito Jordi Sierra, un autor del que ya hemos hablado en unas cuantas ocasiones en el blog. 

Y así conocí a Magda Ventura, una periodista de investigación que no deja indiferente y que probablemente tenga un largo recorrido por delante. Magda no ha tenido una vida fácil, más bien lo contrario, y quizás se encuentra en unos de esos momentos en los que ya todo da lo mismo porque uno está de vuelta. Aún así su profesión es lo que le da fuerzas y tras un reportaje sobre la prostitución de lujo tiene pendiente hablar con una chica a la que conoció y que podría contarle algo importante. No será fácil porque todo se tuerce así que comienza una trepidante investigación en la que nada es lo que parece. 

Sierra i Fabra  nos tiene acostumbrados a libros de lectura fácil, en ellos prima lo que cuenta por encima de cómo lo cuenta, y en este caso no iba a ser diferente. Un libro ágil, quizá con demasiados clichés, pero que se lee con gusto y consigue entretener al lector.


T
ítulo: La conspiración del coltán
Autor: Jordi Sierra i Fabra
ISBN: 
9788418059155
Editorial: Catedral
Número de páginas: 288
Fecha de publicación: Diciembre 2020
Sinopsis: Un viaje a los márgenes más oscuros de la sociedad de la mano de Magda Ventura, la nueva creación del prolífico Sierra i Fabra.

En esta primera entrega, Magda Ventura, una periodista de investigación, descubre el que quizás vaya a ser el caso más importante de su carrera. Un caso que podría costarle la vida.

La existencia de Magda no ha sido fácil, además de su profesión, que siempre la lleva a recorrer los márgenes oscuros de la sociedad, perdió a su pareja, asesinado justo antes de la boda, y ella misma fue víctima de un atentado en Afganistán. Ahora debe ir al encuentro de una prostituta de lujo que quiere contarle algo muy importante. Pero llega tarde, la mujer ha muerto, aparentemente a causa de una práctica sexual de riesgo. A partir de aquí, Magda Ventura se sumerge en el mundo de la prostitución de lujo, de los poderosos y del juego sucio, y descubre un complot internacional a punto de estallar.

De momento no tiene ninguna prueba, a menos que se ponga ella misma en el centro de la diana. Y por si fuera poco, Magda debe resolver sus problemas personales con su amante actual y con una familia que siempre la ha considerado un ser de otro planeta.

miércoles, 20 de enero de 2021

Frases para enmarcar (III)


"No ha habido trato de favor o privilegios", y después pide perdón por "si alguien cree que he actuado mal". (Manuel Villegas, consejero de Sanidad de Murcia).





No sólo hay que serlo, también hay que parecerlo. Lamentable la imagen que dan nuestros políticos, está claro que ellos están por encima del bien y del mal, pero por si acaso ya se han puesto la primera dosis de la vacuna. Si este señor no dimite, su partido debe cesarlo inmediatamente, que luego no vengan con el "nosotros no somos iguales". Y lo que digo para este consejero sirve igual para alcaldes y concejales de otros partidos que han hecho exactamente lo mismo.


viernes, 15 de enero de 2021

Frases para enmarcar (II)


Te están cobrando la patata a precio de aguacate, y la derecha quiere que hablemos de bajar el IVA a costa de recortarte servicios públicos, pero de que el frutero se está forrando estafándote, ni mu. Pregúntate por qué tertulias y telediarios hablan del IVA y no de la estafa. (Unidas Podemos).





Supongo que los fruteros (y las fruteras) de este país son los nuevos "Amancio Ortega", unos fachas de mucho cuidado todos (y todas), que nos estafan mientras se forran... Algunos empiezan a estar muy desquiciados.






Frases para enmarcar (I)


"En Navidades la gente lo pasó mejor de lo que se lo debía haber pasado..." (Fernando Simón).





Sinceramente creo que el que ya ha pasado todos los límites aceptables es él. La culpa siempre es de los mismos, de los ciudadanos, pero nunca de la negligencia del gobierno.


miércoles, 13 de enero de 2021

[Libros] La tetera de Russell, Pablo Sebastiá Tirado


¿Ciencia-ficción? Uff, me da un poco de pereza, no es mi género literario favorito. Casi que no... Luego ya lees que si suspense (no me gusta lo de thriller), que si novela negra, y uno poco a poco se va animando. Después resulta que el autor es Pablo Sebastiá y a partir de ahí ya se disipan casi todas las dudas. Por estas fechas, hace un par de años, reseñaba Reikiavik, uno de esos pocos libros que uno ha valorado en Goodreads con 5 estrellas, así que ya no quedaban dudas.





Antes de hablar del libro no quiero dejar de resaltar el cuidado diseño por parte de la editorial, Reino de Cordelia, que no me deja de sorprender con sus cubiertas y sobrecubiertas, un punto diferenciador respecto a editoriales mucho más grandes y potentes pero que escatiman en estos pequeños pero grandes detalles.





La historia se sitúa 50 años por delante, el Covid y Filomena aparecerán en los libros de historia, aunque lo que no queda tan claro es como se estudiarán entonces porque la moral imperante en la época dicta muy a las claras lo que se puede y lo que no se puede hacer. Ya en su anterior libro, Sebastiá, mostraba conflictos éticos, morales y religiosos, y en la tetera de Russell no abandonamos ese camino.





Curiosamente el libro se lee con una sonrisa en los labios, España es una potencia a nivel cultural y científico, el turismo de sol y playa ya es sólo un recuerdo lejano, ahora los turistas llegan para visitar las maravillas que encierran los museos de la geografía nacional y todo ello tras haber superado una cruenta guerra civil. Aún así parece claro que se ha instaurado el buenismo, la plaza de Colón ha cambiado su nombre por el de plaza de la Dignidad Precolombina... Alemania, no será en 2072 lo que ahora es, de allí llegan inmigrantes, espaldas mojadas, que buscan en España un lugar mejor donde vivir, porque ellos han vuelto a la edad media. España es, en definitiva, justo lo contrario de lo que tenemos ahora, el nivel cultural ha crecido exponencialmente, la cultura ocupa un lugar preponderante, el único fútbol que importa es el que practican los niños o las mujeres (por cierto que el Real Betis femenino es una auténtica potencia y gana la copa de Europa año tras año), pero sin embargo las libertades han sido cercenadas de forma brutal mientras van en auge las amenazas del terrorismo fundamentalista religioso. Uno de los muchos dilemas que nos plantea la novela, ¿qué preferir, la realidad de 2021 o la distopia de 2072?





Y aquí, en medio de todo este marasmo, aparece Hipatia, la protagonista de la historia, una joven matemática más que brillante que dirige el proyecto Deux ex machina, con el que se pretende enviar un mensaje en tiempo cero. El problema surge cuando hay respuesta a ese mensaje, ¿quién, qué, desde dónde...? ¿Tiene Dios cabida en un universo dominado por las leyes de la ciencia?





Por suerte el autor es capaz de describir conceptos científicos y tecnológicos con gran facilidad, algo que no siempre sucede y no siempre se consigue en este tipo de relatos.





Una historia sobresaliente y muy, muy recomendable. Felicidades al autor y a la editorial por la obra.





Por cierto, en esta primera edición del libro aparece una errata en la página 203, los que lean la segunda edición probablemente ya no podrán disfrutar de ella. ;)









Título: La tetera de Russell
Autor: Pablo Sebastiá Tirado
ISBN: 978-84-18141-30-0
Editorial: Reino de Cordelia
Número de páginas: 248
Fecha de publicación: Diciembre 2020
SinopsisEl futuro. Después de haber pasado una guerra civil, España se ha convertido en 2072 en una potencia científica mundial. Un ejemplo de esa pujanza es Deux ex machina, el proyecto que pretende comunicar un mensaje en tiempo cero con cualquier parte del universo, que se halla en manos de una joven científica, Hipatia. Sin embargo, los enigmáticos resultados del proyecto apuntan hacia algo que su creadora no es capaz de concebir, incertidumbre que se agrava al encontrarse en mitad de una relación sentimental que provoca que todo su mundo se tambalee y de una conspiración con demasiadas incertidumbres. Una novela que, con hechuras de thriller, recupera lo mejor del pulp de ciencia ficción, con ecos de Arthur C. Clarke o Philip K. Dick, en la que la ciencia y la metafísica parecen tener más en común de lo que podríamos creer. ¿Al margen de las supersticiones religiosas, tiene cabida dios en un universo dominado por las leyes
racionales de la ciencia?