lunes, 10 de mayo de 2021

¿Por qué dicen trigo cuando quieren decir Rodrigo?

Vaya, vaya, vaya... Ha sido acabar la campaña de Madrid y no gana uno para sustos, un día son los peajes -para los ricos que los pobres viajamos en Falcon-, otro día los beneficios de la declaración conjunta de la renta -también para fastidiar a los ricos, que los pobres siempre la hacemos separada- y ahora resulta que el gobierno abre la puerta a eliminar los tipos reducidos de IVA... No lo tienen decidido pero para que nos vayamos haciendo una idea lo van anunciando.Sin ser experto en economía resulta más que evidente que es una medida que evidentemente sólo afectará a los ricos, supongo que es algo que tendrá que ver con su resilencia porque otra cosa no se entiende...

Vamos con una pequeña lista, nada exhaustiva, para que quede muy claro que esta media progresista va destinada a que los ricos paguen más y que sin embargo apenas afectará a las rentas medias y bajas... 

Los alimentos que como todo el mundo sabe sólo consumen los ricos, el agua, porque los pobres ni beben ni riegan, equipos médicos, aparatos destinados a prevenir o diagnosticar enfermedades como las gafas y lentillas que como todos sabemos sólo utilizan ellos, el transporte de viajeros, la hostelería, la asistencia dental, productos básicos como pan, huevos, leche, quesos, verduras, hortalizas... Libros y periódicos, medicamentos, ayuda a domicilio, residencias... No sé, no sé, a lo mejor no afecta sólo a los ricos, porque usted señor, usted señora que ahora leen esto y piensan que no son ricos, riquísmos... ¿comen y beben, leen libros, van de vez en cuando a comer a un restaurante, usan gafas...?

Una lectura lenta y minuciosa deja perfectamente claro que son productos que sólo consumen y necesitan los ricos, así pues, medida progresista al máximo y sumamos una más para bingo. Llevamos días sin escuchar que es culpa de Ayuso pero seguro que un poco si que es culpa suya, porque ella sigue diciendo que va a bajar los impuestos y esto queda clarísimo es una bajada de impuestos en toda regla. ¿O no? Quizás ande yo un poco equivocado.

El fútbol y el cine también tienen IVA reducido, pero estos apuesto a que los mantienen reducidos no vaya a ser que Florentino y los amigos del cine se enfaden y levanten la voz...

viernes, 7 de mayo de 2021

Haciendo análisis

Imagen: Pixabay

 Andan sumidos los partidos estos días en analizar lo sucedido. Unos, con la euforia del resultado, se empiezan a equivocar cuando se muestran convencidos de que ahora todo el monte es orégano, de que lo sucedido en Madrid es extrapolable al resto de España, y no, para nada. Las circunstancias de Madrid son las que son, en Madrid los ciudadanos (los de derechas y los de izquierdas) se han sentido  atacados una y otra vez por el gobierno central y por eso han decidido apoyar no a la derecha, no al discurso de la derecha, simplemente han apoyado a quién les ha defendido y les ha hablado de lo que de verdad les importaba. Ya cansa escuchar fascismo, fascismo, fascismo, facha, facha, facha a todas horas. Mal harían Casado y los suyos pensando que en otras regiones se va a repetir la historia. Es verdad que el PP se ha comido, posiblemente ya para siempre a Ciudadanos, o lo que quedaba de ellos, es posible que eso le vaya a servir para recuperar un importante número de votos que estaban algo más a su izquierda aunque no mucho, pero paren de contar. El discurso del PP, equívoco y poco claro, sigue sin vender. Lo que ha vendido ha sido Díaz Ayuso, pese a la campaña realizada desde muchos medios contra ella o puede que gracias a ello.

Lo del PSOE todavía es peor. Es como regocijarse en la derrota. De momento lo único que han hecho ha sido enterrar a Franco, el exhumado no, el otro, el que fue delegado del gobierno y ahora anda por lo de los deportes aunque en estas elecciones haya pintado nada y menos. Hacer que Gabilondo no recoja su acta aunque él, siempre diciendo que era hombre de palabra, ya hubiera dicho que lo iba a hacer, y echar a dos figuras emergentes en el  partido, Redondo Terreros y Leguina. Pero no es ese el problema, yo no sé si lo que dicen lo hacen en serio o es un argumentario que alguien les ha dicho que hay que repetir para ver si alguno se lo cree. La vicepresidenta diciendo que el PP ha hecho un discurso de ultraderecha y por eso ha subido en votos, que no, que no se equivoque o no intente engañarnos, que al PP no le ha votado la ultraderecha, que en Fuenlabrada, en Parla, en Aranjuez, en Vallecas, en Villaverde o en Carabanchel la gente (poco sospecha de ser de ultraderecha) ha votado a quién mejor les ha entendido. Lo peor es que algunos siguen con el mantra de hablar de obreros votando a la derecha, ¿pero de verdad no han entendido nada?, y eso cuando no entran en el discurso ese de llamarles nazistas o hablar de los campos de concentración. Les han pasado a ustedes por la izquierda, pero si siguen hablando de esta manera les van a pasar también por el centro, por arriba y por abajo. Dejen de insultar a los que un día les votaron si quieren que mañana les puedan volver a votar. Alguno, quizás, ya no lo vuelva a hacer nunca. Por cierto, impagable (en todos los sentidos) lo del CIS de Tezanos, que después de las elecciones saca una encuesta que sigue diciendo que la izquierda supera a la derecha... Para hacérselo mirar cuando menos.

Mucho más inteligente se está mostrando Más Madrid con Mónica García e Iñigo Errejón. Por lo pronto un lenguaje mucho más moderado, entendiendo que si el PP en Madrid ha ganado a lo mejor es que algo debieron hacer bien. Tienen por delante un futuro esperanzador, a poco que lo hagan bien se pueden comer a los que están a su izquierda que andan como pollos, pollas o polles sin cabezo, cabeza o cabece. Y es que Unidas Podemos tiene un problema (bueno, uno no, tiene muchos), entre otros que forma parte de un gobierno que quiere cobrar por usar las autovías y autopistas (sólo a los ricos) o hacer que la declaración de la renta conjunta pierda sus bonificaciones (también sólo para los ricos), y mientras desde sus filas se lanzan mensajes en contra de estas medidas. Aclárense ustedes, o de un lado o del otro. Es verdad que Más Madrid, o Más País, debe cuidar algunos de sus mensajes más radicales, les recuerdo, por si les sirve de algo, que los hombres no violan y no matan, lo hacen los violadores y los asesinos,  porque en otro caso la gente pensará que son más de lo mismo, iguales de rancios y viejos. Ellos mismos deben decidir. En Madrid han demostrado que sí se puede.

miércoles, 5 de mayo de 2021

¿Y ahora qué?


Ya ha pasado el día 4. Y Madrid ha hablado. Alto y claro. Día laborable con la más alta participación que ha habido nunca en unas elecciones autonómicas en Madrid. Y la mayoría de votantes ha dado su apoyo, claro y directo, a Isabel Díaz Ayuso, y de paso ha dado una sonora bofetada en los morros de Arrimadas, Sánchez e Iglesias, no necesariamente en ese orden o quizás sí. 

Victoria inapelable e incontestable. Duplica votos y escaños respecto a hace dos años. Ella sola suma más que toda la izquierda junta, las tres izquierdas, ojo. Tanto es así que no necesita de Vox aunque alguno siga empeñado en ello. 

Díaz Ayuso ha soportado antes de la campaña y durante la campaña un número de ataques, insultos, descalificaciones y majaderías que si sólo la mitad de ellas le hubieran tocado a otra mujer de izquierdas algunos aplauditontos y sus voceros habrían  montado en colera, habrían hablado de machismo, pero como eran para la tonta y la loca de Ayuso pues estaban bien tirados y no eran denunciables. Los ciudadanos han pasado de todo ello y han votado a quién les ha dado la gana. Unos convencidos de que era la mejor opción (en mi opinión los más), otros simplemente para dar en los hocicos a quién correspondiera. 

Mucho decir que Ayuso era la extrema derecha, que era el fascismo, pero a quién le ha quitado los votos Díaz Ayuso no ha sido a Vox que se queda más o menos como estaba, sino que se los ha quitado a Ciudadanos y a la izquierda. El PP, aunque algunos no lo crean y otros no lo quieran ver, ha crecido por su flanco izquierdo

Mérito de Díaz Ayuso y no tanto del PP, pese a que algunos se lo quieran apuntar como éxito personal, y demérito de Ciudadanos y del PSOE, de Arrimadas, de Agudo e incluso de Bal que hizo lo que pudo que fue poco, de Sánchez, del gurú Redondo e incluso de Gabilondo al que le tocó estar donde no quería estar, con lo bien que habría estado él paseando por el parque a su nieto recién nacido. No es el principio del fin de Ciudadanos, es el fin del fin. Perder medio millón de votos justo cuando más se ha ido a votar es para hacérselo mirar. O para echar el cierre y dedicarse a otra cosa.

Para el PSOE debacle mayúscula, obtiene el peor resultado de su historia e incluso deja de ser el referente en la izquierda superado por un Más Madrid que en zonas urbanas le barre literalmente. Si el PSOE se planteaba convocar elecciones de aquí a fin de año, ya puede ir olvidándolo. ¿Ha perdido Gabilondo? Evidentemente sí, era la cabeza de cartel y por tanto buena parte de la responsabilidad le corresponde a él. Pero Gabilondo no ha estado cómodo, a Gabilondo le han dictado lo que tenía que hacer y lo que tenía que decir desde Moncloa, y se ha visto que no, que eso no iba a funcionar. La campaña del PSOE ha sido terriblemente mala y quien no lo quiera reconocer está ciego. 

¿Y de Pablo Iglesias, qué? Pues Pablo Iglesias, guste o no guste, ha sido el mejor activo con el que ha contado Díaz Ayuso en esta campaña. El chivo expiatorio, según él mismo dijo. Un chivo expiatorio que no suma, como también dijo, y que además resta, añado yo. Porque Pablo Iglesias a día de hoy resta. Alguno dirá que sus resultados son mejores que hace un par de años ¿y?... Pues aún siendo así, el que venía a salvarnos de los fascistas y la ultraderecha (es lo único que se le recuerda en la campaña), ha cosechado un muy pobre resultado, tan pobre que ha hecho lo único que podia hacer, irse. Y cerrar la puerta no vaya a ser que se escape el gato. Fracaso en toda regla y además superado por su antiguo compañero y amigo, Iñigo Errejón. Iglesias se va, pero mejor sería decir que le han echado sus propios votantes que le han dado la espalda y han optado por otras formas menos altaneras quizás. Errejón se ha mostrado más listo e inteligente y a poco que acierte fagocitará a un partido que a día de hoy está en sus horas más bajas. 

Mónica García es la otra ganadora de estas elecciones, más por haber adelantado al PSOE que por sus resultados que no dejan de ser simplemente aceptables.El tiempo dirá si todavía puede sumar a los votantes que no terminaron de dar la espalda a Iglesias, por el otro lado tendrá difícil rascar puesto que el PSOE tiene que ser consciente de que tiene que centrarse si no quiere que el PP termine canibalizando a todos sus antiguos votantes que esta vez decidieron irse con Ayuso. 

Rocio Monasterio y VOX repiten prácticamente sus resultados y salvan los muebles.  Algunos de sus votantes no veían con malos ojos a Ayuso porque a ella no la consideraban derechita cobarde y un partido que parecía en alza ha quedado estancado. Vox va a pintar menos, bastante menos, de lo que esperaban, no son imprescindibles y creo que ninguno de sus votantes entenderían (y perdonarían) que en un momento dado dieran la espalda a Ayuso y votaran con la izquierda. 

Puedo estar equivocado pero creo que pocas veces la gente ha ido a votar con la decisión tan clara, aunque algunos hayan votado con la idea de ir contra alguien tengo la sensación de que eso ha pesado menos que en anteriores ocasiones. Los madrileños han aprobado la gestión de Ayuso y han suspendido la de Sánchez-Iglesias, puede que fuera no todo el mundo lo entienda, pero aquí cundía la sensación que todas las decisiones del gobierno no se tomaban por y para, sino contra Madrid. Se optaba entre dos modelos, el de Ayuso que ni sus compañeros del PP en otras regiones seguían, y el del gobierno de España. Ganó Ayuso por goleada. No el PP, así que nadie lo olvide, las cañas se pueden tornar en lanzas en menos que canta un gallo. El PP ha recibido votos prestados y no debe pensar que son suyos, mal haría.

martes, 4 de mayo de 2021

Tezanos, submarino del PP

 ¿Soy el único que piensa que José Féliz Tezanos es un submarino que ha colocado Díaz Ayuso en el CIS para terminar de destrozar a la izquierda en Madrid? 

Sus últimas declaraciones en las que acusa a los votantes del PP de "tabernarios", supongo que palabra que viene de tabernas, creo que van en esa línea. Díaz Ayuso ya lo ha aprovechado en su Twitter: